Ultimas Noticias
recent

El "Gato" Briceño: SOS Al Mundo Entero Por Venezuela, Ahora o Nunca

El "Gato" Briceño: SOS Al Mundo Entero Por Venezuela, Ahora o Nunca

Porque una persona abandonaría su tierra si allí tiene lo que necesita, alimentación completa y accesible, servicios de salud, libertad para escoger, decidir qué hacer, libertad para estudiar, disentir, ejercer el libre albedrío que además es un don natural e inalienable. Pues Cuba, la otrora pujante perla del Caribe es diariamente desde hace 60 años abandonada por su gente.
Deserciones individuales, masivas, equipos de deportistas, grupos de bailarines, familias enteras, médicos, docentes formados en y para servir a ese denigrante sistema abandonan esa esclavitud mental y física donde la resignación es lo cotidiano. Comer lo que hay, hablar lo que se debe, morir en vida sin tan siquiera las más elementales decisiones individuales del día a día. Presos en su país. 
Una ojeada a la paupérrima isla de hoy, con poco más de 11 millones de habitantes, se define como estado soberano, con un sistema político de partido único dominado por el Partido Comunista, cuyo papel se encuentra amparado por una Constitución a la medida de Fidel y sus siervos. Pobre en dignidad, sin ninguna real soberanía puesto que han entregado a sus hijos a cambio de bienes en una especie de trata de humanos a cuenta de un supuesto alto nivel académico ya han ”invertido” en graduar Médicos, deportistas y docentes para exportar. Eso se traduce en la feroz dictadura comunista instaurada hace casi 60 años que confiscó todo el aparato productivo (industrias, fincas y cualquier forma de empresa privada). Dentro de los mitos que el Castrismo ha construido sobre la isla destaca el de la excelencia educativa que si bien se dice que es “pública, gratuita y obligatoria”, su calidad está sometida a una clara y radical orientación ideológica de carácter marxista que no deja espacio a la reflexión y mucho menos al pensamiento crítico. 

Así, en la práctica, la educación en Cuba no es para todos, solo los revolucionarios tienen acceso al estudio, mientras que los adversarios son tratados como ignorantes no aptos para participar del sistema educativo. Tampoco hay acceso a la información plural, el acceso a Internet es restringido, selectivo y la bibliografía disponibles están cuidadosamente seleccionadas por las cabezas de la Revolución. El pueblo cubano jamás ha podido leer documentos trascendentales como la Declaración Universal de los Derechos del Humanos, ello, evidentemente, para no ilustrarle sobre la cantidad de violaciones que comete el gobierno en contra de su pueblo. 
El adoctrinamiento en la educación es bestial, no sobresalen los docentes mejor preparados sino los más activos políticamente y, entre los alumnos destacan los mejores oradores con verbo locuaz y radical en pro de los actos políticos, los pico’e plata en pro de la revolución. Los jóvenes estudiantes son obligados a militar desde los 14 años, en la Unión de Jóvenes Comunistas, mientras que a los jóvenes de perfil religioso (Testigos de Jehová, Evangélicos, Católicos o Adventistas) son privados de la posibilidad de estudiar en la Universidad solo por sus creencias.

En realidad, estudiar no vale gran cosa en Cuba. Los que logran graduarse a los 23 años no ganan más 20 dólares mensuales y, trabajando hasta los 65 años no logran reunir la suma de 9 mil dólares en los 42 años de vida dedicados al servicio de la Revolución. ¿De qué sirve formar a miles de profesionales si luego los matas de hambre?

La dictadura se ha encargado de vender al mundo estadísticas con resultados cuantitativos pero cualitativamente hablando el nivel de los profesionales es pésima y, para colmo, con el cuento de que fueron “formados gratuitamente” quedan sometidos al servicio de la nación por el resto de su vida laboralmente útil.


El aparato político de esa Cuba arruinada, económica y socialmente hablando, además de haber parasitado naciones como URSS y Venezuela, se ha sostenido del dinero proveniente del narcotráfico. Finalizando los años 80 altos oficiales de Cuba se vieron involucrados en el negocio de tráfico internacional de drogas, frente a los cuales, al Comandante Fidel solo se le ocurrió montar un show y sacrificar a uno de sus más fieles generales, el General Arnaldo Ochoa Sánchez a quien enjuició y fusiló públicamente, pocos años antes, al otorgarle el título de Héroe de la República de Cuba, para “lavar la cara” al régimen narcocomunista. Sobre este reality show cubano, les recomiendo leer el libro “El General Sombra”, del escritor cubano Arnoldo Tauler. 
Tristemente, traigo estos hechos de la historia reciente, porque la propuesta de constituyente de Maduro no tiene otro fin más que el de copiar el modelo cubano y convertir a nuestra patria en otra Cuba. 
Poco a poco, desde la llegada al poder del Intergaláctico, La Habana fue labrando la nueva Cuba, infiltrando su ideologización, fomentando prácticas al margen de la ley como el terrorismo y el narcotráfico, imponiendo sistemas de control social, políticas económicas, entre otras. Solo les faltaba dar la estocada final a la honra del pueblo venezolano, darle soporte “legal” al sistema personalista, autoritario y de partido único. De allí surge la propuesta constituyente, en medio de una crisis propiciada por el gobierno venezolano fomentando una lucha social que “legitime” la intervención militar y una falsa convocatoria a redactar un nuevo pacto social en el que solo participen los que creen en el régimen. 

Y lo peor, los Castro desde siempre fueron mendigos o chulos de países potencia con ideología similar y esto los mantuvo sometidos de alguna forma a lo que sus proveedores de armas y maldad les dieran. Desde que unos tarados, mequetrefes sin cerebro- léase Chávez y su sequito de rastreros- les entregaron a Venezuela , la-gallinita-de-los-huevos-de-oro pasaron a ser Amos y Señores de un país rico, con potenciales desmesurados y obviamente no la pretenden soltar sin antes destruir a todo el que se las quiera arrebatar. Comparto la advertencia que hace Alvaro Uribe Vélez a Latinoamérica en directo y al mundo entero en general, la cual espanta. Sin caer en paranoias ni aspavientos debemos ver que las potencias orientales que son aliadas de Cuba ven con mucho agrado posicionar una plataforma en el país mejor ubicado de América, con tanta riqueza además del petróleo –atractivo principal- y con todo su armamento y visión destructiva del poder definitivamente son una amenaza real. No logro descifrar cual es el protocolo por el cual la OEA no toma decisiones contundentes sobre nuestro caso. Qué más quieren ver? Cuanta más gente debe ser maltratada o morir a manos de la dictadura que nos despoja de todos nuestros derechos.
La lucha por defenestrar a Cuba y a los traidores hijos de Venezuela que nos entregaron se está dando pero es una lucha desigual e injusta. Necesitamos Auxilio Internacional y debe ser AHORA O NUNCA, acaben con la permisividad latinoamericana y la burocracia de los Organismos Internacionales. No se perdonarían si para luego es tarde.

No hay duda alguna que la constituyente acabará con la propiedad privada, con cualquier forma de elección libre y plural, con la descentralización, con los derechos humanos de libertad e igualdad frente a la ley 
Tras 60 días de protestas, estoy convencido que el pueblo venezolano resistirá y no va a dejar que nos arrebaten los derechos conquistados durante años de lucha para sumirnos en un sistema retrógrado y retardatario como el cubano. 

Esta generación de jóvenes venezolanos, están escribiendo la historia con su dignidad y resistencia a la que esperamos se sumen el grupo de jóvenes militares que no quieren que la patria de Bolívar siga siendo saqueada por un puñado de narcobandoleros dirigidos por Raul Castro, mientras la sangre de los venezolanos sigue inundando el agujereado pavimento de las calles de nuestra tierra. 

En apoyo a la gloriosa juventud en resistencia, seguiré dando la pelea con lo único que me queda MI PLUMA y MI PALABRA..

José Gregorio Briceño Torrealba
“El Gato” Briceño
Twitter: @josegbricenot
jperezsaez@gmail.com. Con tecnología de Blogger.