Ultimas Noticias
recent

Multa millonaria para empresario que sobornó a funcionarios de PDVSA

Multa millonaria para empresario que sobornó a funcionarios de PDVSA

Una corte Federal de Texas ordenó al empresario petrolero venezolano Abraham Shiera el pago de una multa de $18.82 millones en conexión a un mega caso de corrupción que involucró el pago de sobornos para obtener cerca de $1,000 millones en contratos de la estatal PDVSA.

Shiera, quien se declaró culpable a inicios del año pasado de violar la Ley de Prácticas Corruptas en el Extranjero, formaba parte de la red empresarial del magnate petrolero venezolano Roberto Rincón que pagaba comisiones y otorgaba costosos regalos a empleados de Petróleos de Venezuela para que les ayudaran a conseguir los contratos.
“La Corte determina que los hechos factuales de la declaración de culpabilidad emitida por el acusado respalda la confiscación de los fondos recibidos por el acusado y los integrantes de su familia a través de los contratos de PDVSA asociados con los pagos de sobornos realizados por el acusado y por sus co-conspiradores”, declaró la sentencia emitida el 5 de enero por la Corte Federal de Houston.
Según el documento de la corte, Shiera y la fiscalía federal habían acordado el monto ha ser pagado en la multa, como parte del acuerdo extrajudicial que condujo a su admisión de culpabilidad.

Las autoridades estadounidenses creen que el esquema de corrupción orquestado por Shiera y Rincón facturó más de $1,000 millones entre 2009 y 2014.

La mayor parte de ese total, cerca de unos $750 millones, habría sido obtenida por Rincón, quien vivía en la ciudad de Houston en una lujosa mansión valorada en más de $5 millones.

Shiera, quien al igual que Rincón está registrado como residente de Estados Unidos, vivía en una lujosa casa de Coral Gables, Florida, según documentos de la corte.
Rincón llevaba tiempo siendo investigado por las autoridades estadounidenses, en parte por su estrecha amistad con el general Hugo Carvajal, el ex director de Inteligencia Militar acusado de narcotráfico en Estados Unidos.
Según los documentos presentados en la corte, la red de corrupción contaba con la ayuda de al menos cinco funcionarios venezolanos, quienes ayudaban a los acusados a conseguir los contratos petroleros a cambio de recibir grandes sumas de dinero bajo la mesa.

Esos funcionarios, entre otras cosas, suministraban a los acusados valiosa información privilegiada sobre los proyectos y en ocasiones maniobraron para colocar a más de una de sus empresas en los procesos de licitación.

Los funcionarios, quienes recibieron pagos y regalos valorados en varios cientos de miles de dólares, también ayudaron a ocultar el hecho de que en ocasiones más de una de las empresas que competía en las licitaciones pertenecían a la red de Rincón y de Shiera.

En uno de los sobornos detectados por las autoridades de Estados Unidos, Rincón y Shiera desembolsaron más de $2.5 millones en un solo pago.

Muchos de esos pagos fueron realizados en cuentas bancarias en Panamá.
Los funcionarios sobornados también promovieron a las empresas de los acusados dentro de las comisiones de compras de PDVSA y los ayudaron a cobrar con rapidez una vez que los contratos fueron otorgados, dijeron las fuentes.
El esquema de corrupción en ocasiones involucraba la participación en las licitaciones de varias compañías de maletín que colocaban ofertas muy elevadas para elevar el atractivo de las ofertas introducidas por Shiera y Rincón.

Las investigaciones de las autoridades condujo a la presentación de cargos hace dos semanas contra el residente de Broward, Juan José Hernández-Comerma, quien es acusado de formar parte de la misma red.
Hernández es acusado de participar en reuniones donde se discutía la necesidad de “suministrar objetos de valor a funcionarios de PDVSA, la identidad de funcionarios de PDVSA que deberían ser sus blancos, los objetos de valor en particular que debían ser entregados a esos funcionarios, y la manera y mecanismos a través de los cuales serían suministrados”.
Según los documentos de la corte, Hernández —al igual que Rincón, Shiera y Millan— contactaron a funcionarios de PDVSA y acordaron con ellos los pagos de sobornos basados en porcentajes del valor total de los contratos.

Los acusados luego se encargaban de transferir esos fondos a las cuentas de los funcionarios, de sus familiares o de entidades designadas por los funcionarios de PDVSA para recibir los pagos.

jperezsaez@gmail.com. Con tecnología de Blogger.